| Noticias | 30 MAY 2008

Dell registra sólidos resultados financieros en su primer trimestre fiscal

Dell ha presentado los resultados correspondientes a su primer trimestre fiscal 2009. Durante este período, el fuerte incremento de las ventas de portátiles del fabricante ha logrado compensar la caída de sus ingresos en el mercado de sobremesas.
Marta Cabanillas

Los ingresos totales de Dell en el primer trimestre de su ejercicio en curso han ascendido a 16.080 millones de dólares, un 9% más que en el mismo período del año anterior. Con ello, la compañía ha conseguido superar sensiblemente las expectativas de los analistas sondeados por Thomson Financial, que auguraban para el fabricante ingresos por valor de 15.700 millones de dólares.
En cuanto a beneficios netos, Dell ha conseguido alcanzar los 784 millones de dólares, mejorando en un 4% el resultado correspondiente al primer trimestre de 2007 y también las previsiones de los analistas más optimistas (696,2 millones de dólares). En estos beneficios se incluye una carga excepcional de 106 millones de dólares derivada de diversos costes, incluido el cierre de algunas instalaciones.
Por áreas de negocio, el grupo de movilidad de la compañía, en el que se consolidan las ventas de portátiles, totalizó 4.900 millones de ingresos, lo que supone un crecimiento anual del 22%. En términos de unidades entregadas, Dell ha conseguido vender un 43% más de laptops si se compara la cifra con la cantidad correspondiente al mismo trimestre de 2007. Por el contrario, los ingresos de su negocio de sobremesas han caído un 5%, situándose en 4.700 millones de dólares.
Comentando estos resultados, Michael Dell, presidente de la organización, ha subrayado la agresividad de la estrategia de precios seguida por la compañía en determinadas áreas, lo que ha moderado su crecimiento en este período. Aunque no ha concretado en qué áreas tal agresividad ha llegado a afectar a los ingresos, las cifras hablan por sí mismas: la caída de la facturación generada por su línea de sobremesas se produjo a pesar de un incremento del 9% en el número de unidades entregadas.
Además, en lo que respecta al negocio de servidores, la compañía ha conseguido incrementar un 21% las máquinas vendidas, pero tal crecimiento sólo se ha concretado en una mejora del 5% en términos de ingresos.
En el período de un año, Dell ha reducido 7.000 puestos de trabajo de su platilla mundial, incluidos los 3.700 empleos eliminados por la compañía en su primer trimestre fiscal 2008. Sin embargo, por otra parte, ha aumentado su fuerza de trabajo en 2.700 empleados como consecuencia de la adquisición de otras empresas. En total, a finales de su ejercicio 2008 (cerrado el pasado 28 de febrero), el recorte había afectado a 3.200 trabajadores. El año pasado, la empresa anunció sus planes de eliminar 8.800 puestos de trabajo con el fin de ahorrar 3.000 millones de dólares en los próximos tres años. Recientemente, la empresa ha corregido la cifra aumentando la cantidad de despidos previstos a 8.900.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información