| Artículos | 19 JUN 2009

Keith Curtis: "El software libre acabará con Microsoft"

CIO

Software libreBill Gates probablemente no cantará alabanzas de Keith Curtis, un programador que ha trabajado con Microsoft durante once años y después de abandonar la compañía ha escrito un libro sobre los motivos por los que, en su opinión, ésta acabará fracasando. Desde luego, Curtis no tiene miedo alguno a decir su opinión como el gurú de Linux en que se ha convertido.

El mantra que Curtis repite a lo largo de todo su libro “After the Software Wars” (Tras las guerras del software”) es que el software propietario está retrasando el desarrollo de la sociedad.

En el libro, también defiende que mientras el software propietario fabricado por Microsoft la permitió convertirse en una de las compañías de mayor éxito de todos los tiempos, sigue un modelo abocado al fracaso porque no permite a los programadores cooperar y contribuir, y, por tanto, dificulta la innovación.

Curtis trabajó en la programación de Windows y Office, y en investigación dentro de Microsoft, y nunca utilizó realmente Linux, según explica, hasta que dejó su trabajo a finales de 2004. Los años siguientes le convirtieron en un fanático defensor de Linux y a día de hoy está convencido de que el software libre, de código abierto, es técnicamente superior. Mientras Microsoft y su modelo propietario sigan dominando, según Curtis, viviremos en la época del “oscurantismo informático”.

En esta entrevista, Curtis habla sobre el auge del software libre, el papel de Linux en lo que llama “la inevitable caída del gigante más grande del software” y... de coches conducidos por robots.

¿De qué forma el software libre destruirá a Microsoft?
Primero, la comunidad de software libre está produciendo productos técnicamente superiores gracias a su modelo de desarrollo abierto y colaborativo. La gente piensa hoy en Wikipedia como en una enciclopedia, y no como en un software. Constituye un excelente caso de estudio de la revolución que viene en camino.

Además, existen muchas piezas de software libre que han demostrado su superioridad técnica si se comparan con sus equivalentes en el mundo propietario. Firefox es ampliamente reconocido por los desarrolladores Web como un navegador superior a Internet Explorer. El kernel de Linux corre sobre cualquier sistema, desde teléfonos celulares hasta superordenadores. Incluso Apple se ha dado cuenta y ha sustituido su kernel propietario por uno abierto.

En segundo lugar, el software libre mina los márgenes de beneficio de Microsoft. Incluso si Microsoft adoptara Linux –una hipótesis experimental que considero al final de mi libro- su actual modelo de negocio se vería amenazado. Hay muchas formas en que las compañías de servicios y hardware hacen dinero con el software libre, pero esas no son las fuentes de ingresos en el caso de Microsoft.

Los productos libres como Linux o Google Docs hoy sólo representan una diminuta proporción en sus respectivos mercados si se comparan con las de Microsoft. ¿Qué factores harán que el software libre llegue realmente a atrapara a los consumidores y negocios, como usted predice que lo hará?, y ¿cuánto tiempo le llevará conseguirlo?
Linux y otros productos abiertos gozan de una buena posición en mercados diferentes al de sobremesas. Google tiene cientos de miles de máquinas corriendo Linux. El software libre está avanzando en su camino hacia la conquista de lo más pequeño y lo más grande, pero el reto pendiente es lo intermedio: los desktops o sobremesas.

Los sistemas de sobremesa constituyen un problema particularmente difícil en este sentido, pero Linux se acerca y avanza a un ritmo rápido. También el movimiento hacia la Web ha menoscabado la posición de Microsoft, debido a que la aplicación más popular de un ordenador hoy día es el navegador Web, y Firefox ha sabido satisfacer hábilmente las necesidades propias de este tipo de productos.

El segundo uso más popular de los ordenadores en la actualidad son las aplicaciones de productividad, y aunque OpenOffice todavía requiere algún trabajo, resulta un programa lo suficientemente bueno para, quizá, hasta un 99% de los usuarios. Yo he trabajado sobre motores de texto durante cinco años en Microsoft y he escrito mi libro utilizando OpenOffice.

No sé cuándo Linux llegará a alcanzar un 10% o un 25% del mercado. Es decir, no daría fechas concretas en este sentido. Algunos predijeron que Linux despegaría hace diez años, y, aunque el pronóstico era prematuro, está despegando ahora. Parte de mi libro representa un mensaje a la industria informática en el que se tratan los retos que aún le quedan por superar.

Google Docs, y la cuestión de si todas las aplicaciones terminarán por ser trasladadas a la Web en General, es un interesante debate. Pero Linux puede tener éxito sin necesidad de que se produzca esa trasformación. Pienso que aunque la Web es fantástica para aplicaciones simples, resulta muy limitada. Creo que Google Docs es un ejemplo de salto excesivamente grande.

Ha mencionado los fallos de Windows Vista como evidencia de las limitaciones del software propietario, ¿cómo podría Microsoft mejorar Windows?
Si hace 20 años Microsoft hubiera construido Windows de forma abierta, Linux no existiría, y millones de programadores estarían contribuyendo a la mejora del sistema operativo en lugar de competir con él. En mi opinión ya es demasiado tarde para ello.

Por ejemplo, si Microsoft fuera a lanza el código fuente de Internet Explorer, a nadie le importaría, porque Firefox y Webkit (ase del navegador Safari de Apple) ya existen. Microsoft está en un barco que hace aguas, y lo único que puede hacer es intentar sacar el agua que se filtra en él para impedir o retrasar el naufragio. Parece que Windows 7 cubre muchas de las carencias y defectos de Vista, pero sigue siendo en esencia defectuoso.

La mayor diferencia entre Windows y Linux es que el software libre contiene miles de aplicaciones, instalables con un clic y gestionables como un único conjunto. Un sistema operativo Linux incluye todo el material que la mayoría de los usuarios puedan utilizar, como hojas de cálculo, navegador Web y mensajería instantánea. Pero además proporciona herramientas para hacer software de imágenes y música, software servidor y herramientas de desarrollo. Linux ha cambiado la forma en que la gente piensa en los ordenadores y Microsoft no tiene respuesta alguna para ello.

Además,  el concepto de software propietario mismo daña el negocio de Microsoft. Google escribe en realidad principalmente software propietario, pero abre de forma inteligente parte del software clave para su éxito.

Software libre Imprimir Subir

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información