| Noticias | 31 MAR 2011

Microsoft presenta una demanda contra Google en Europa

Microsoft ha denunciado a Google ante la Comisión Europea acusándola de haber tomado diferentes medidas técnicas para excluir al motor de búsquedas Bing a la hora de indexar contenido Web.
Paula Bardera

Microsoft ha interpuesto una demanda antimonopolio contra Google en la Comisión Europea acusando al buscador de haber tomado medidas técnicas para sacar a Microsoft y a otros competidores de los mercados de las búsquedas y la publicidad.

El Consejero General de Microsoft, Brad Smith, ha explicado en un post que han solicitado que Google deje de cometer un “amplio patrón de conducta con el que pretende evitar que cualquier otra empresa pueda llegar a convertirse en una alternativa competitiva”.

De este modo, Microsoft se une a otras cuatro compañías que han interpuesto demandas a Google en la Comisión Europea. Las otras son la página de comparación de precios del Reino Unidos, Foundem; el motor de búsquedas legales francés ejustice.fr y la web de compras y revisión de productos alemana, Ciao, que ahora pertenece a Microsoft. Estas firmas interpusieron su demanda en febrero de 2010, instando a la Comisión a que pusiera en marcha una investigación sobre las prácticas de Google. En febrero de este año, una firma relacionada con ejustice.fr, se unió a la causa.

La Comisión interrogará a los responsables de Google para que ofrezcan su versión sobre la demanda, pero no se dará a conocer más información al respecto, tal y como ha explicado Joaquín Almunia, portavoz de la Comisión de Competencia.

Por parte de Google han declarado que “no estamos sorprendidos de que Microsoft haya hecho esto, puesto que una de sus subsidiarias es una de las demandantes originales. Por nuestra parte, continuamos discutiendo el caso con la Comisión Europea y estamos felices de explicar a cualquiera que le interese cómo funciona nuestro negocio”.

La demanda antimonopolio de Microsoft, la primera que interponen según Smith, muestra lo frustrada que está la compañía frente a Google. Smith escribió que algunos destacarán la ironía que supone esta demanda, si se tienen en cuenta las numerosas batallas legales a las que tiene que hacer frente Microsoft en Europa sobre los navegadores Web y la interoperabilidad de sus sistemas con los productos de su competencia. “Hemos pasado más de una década calzándonos el zapato contrario con la Comisión Europea, por lo que no nos tomamos con ligereza esta demanda”, ha escrito Smith.

Microsoft y Yahoo juntos cuentan con cerca del 25 por ciento de la cuota del mercado de las búsquedas en Estados Unidos. El motor de búsquedas Bing de Microsoft está detrás de las búsquedas de Yahoo, después de que ambas firmas llegaran a un acuerdo en julio de 2009. Sin embargo, en Europa las cosas son distintas, Yahoo y otros jugadores más pequeños ostentan menos del 5 por ciento del mercado, mientras que Google tiene prácticamente el 95 por ciento restante.

Según Smith, Google ha puesto barreras a algunos de sus contenidos para prevenir la indexación de los mismos por parte de Bing y también ha tomado medidas para impedir que los anunciantes utilicen su sistema. microsoft demanda a google

Por ejemplo, Bing no puede acceder “correctamente” a la página web de Google, YouTube. El último sistema operativo de Microsoft, Windows Phone, también tiene problemas a la hora de acceder a esta web, pues Google ha restringido los metadatos ricos asociados a los vídeos para prevenir que los dispositivos Windows Phone puedan ofrecer la misma experiencia de usuario que los Android.

“Necesitamos permiso para acceder a YouTube del modo en que otros teléfonos ya lo hacen, un permiso que Google ha rechazado proporcionarnos”, ha escrito Smith.

Microsoft también alega que Google prohíbe a los anunciantes que utilizan sus servicios de publicidad on-line formatear sus datos de modo que puedan ser fácilmente empleados en otras plataformas de anuncios, incluyendo adCenter, de Microsoft.

Y en lo que se refiere a las búsquedas, Smith también se ha quejado de que Google prohíbe a páginas web líderes la distribución de otras cuadros de búsqueda en sus páginas que no sean las suyas. “Evidentemente es difícil para los motores de búsqueda conseguir más usuarios cuando prácticamente todas las cuadros de búsqueda son de Google. Los términos de exclusividad de Google incluso han bloqueado a Microsoft a la hora de distribuir sus servicios Windows Live tales como correo electrónico o almacenamiento de documentos on-line, a través de las compañías de telecomunicaciones europeas, puesto que estos servicios están monetizados a través de cuadros de búsqueda de Bing”.



Noticias relacionadas

+1, recomendaciones en los resultados de búsqueda de Google

La UE quiere garantizar el control de los ciudadanos sobre sus datos

Bing incorpora el botón “me gusta” en sus búsquedas

Google considera a Bing una seria amenaza

Bing se defiende acusando a Google

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información