Industria y Utilities | Noticias | 03 DIC 2015

Barcelona experimenta el ser una smartcity

Cisco, el Ayuntamiento de Barcelona, Barcelona Supercomputing Center y diversos partners tecnológicos y académicos prueban con éxito una plataforma abierta para smart cities.
Barcelona
CIO España

Barcelona ha experimentado lo que es ser una smartcity. La ciudad ha probado el piloto de una plataforma tecnológica abierta, flexible, escalable y segura que permite consolidar y gestionar de forma unificada toda la infraestructura, los datos y los servicios de una smart city desde el extremo de la red hasta el Cloud.

El proyecto ha sido implementado en los últimos seis meses y validado en una prueba de concepto de Fog computing. Distintos servicios antes asilados (gestión del tráfico, control energético de las cabinas tecnológicas de exterior, vigilancia mediante vídeo, conectividad bajo demanda, telemetría de sensores y analítica) se han gestionado en remoto de forma sencilla y segura a través de un cuadro de mandos centralizado. La plataforma piloto permitite no sólo consolidar y gestionar de forma centralizada servicios inteligentes antes aislados, sino también simplificar, acelerar y reducir el coste de despliegue de nuevos servicios gracias a las capacidades de virtualización, escalabilidad, automatización y analítica en el extremo de la red.

Al soportar dispositivos heterogéneos, facilitar la interoperabilidad entre sistemas y el desarrollo de aplicaciones mediante una plataforma abierta, el proyecto posibilita nuevos modelos de negocio que podrían atraer el talento y el emprendimiento, impulsando la innovación y creando empleo y nuevas fuentes de ingresos para el ecosistema de la ciudad.

La tecnología reduce la complejidad generada por soluciones aisladas desplegando una red de nodos en el extremo de la red (con capacidad de proceso de datos, análisis y seguridad cerca de los sensores y objetos conectados ubicados en las calles) y conectándolos de forma inteligente a una plataforma de back-end en el Cloud.

Como plataforma base para una infraestructura de Internet de las Cosas, el piloto podrá exportarse para facilitar la digitalización de otras ciudades y de muchos otros sectores verticales como fabricación, retail, atención sanitaria, transporte o energía.

En el proyecto han participado Cisco, el Ayuntamiento de Barcelona, el Barcelona Supercomputing Center –Centro Nacional de Supercomputación (BSC-CNS), Schneider Electric y start-ups como Sensefields, PrismTech y PLAT.ONE, entre otros, con el fin último de reducir significativamente la complejidad, los costes, las operaciones y el tiempo necesario para implementar soluciones inteligentes en la ciudad.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información