| Noticias | 28 AGO 2008

Apple cuadruplica su cuota en el mercado empresarial

Incluso sin habérselo propuesto ni haber desarrollado una estrategia para mejorar su penetración en la base empresarial de ordenadores, Apple ha conseguido casi multiplicar por cuatro su cuota mundial en este segmento del mercado.
Marta Cabanillas
Así lo afirma Ben Gray, analista de Forrester Research, quien asegura que el sistema operativo Mac OS X de Apple cuenta con un 4,5% del mercado de sistemas operativos empresariales. En enero de 2007, la participación de esta plataforma se situaba en sólo un 1,2%, según Forrester.

“Lo más asombroso es que este crecimiento se haya producido sin que Apple haya movido un dedo para lograrlo... No he identificado un solo indicio de ataque por parte del fabricante al mercado empresarial”, comenta Gray.

Este analista atribuye la mejora de Apple en este segmento a un par de tendencias del mercado que, además, se realimentan entre sí: la virtualización cliente y lo que Gray denomina “populismo tecnológico”.

La primera, está relacionada con el creciente uso de tecnologías de virtualización para sistemas cliente de firmas como VMware y Parallels, que permiten a los usuarios con ordenadores Macintosh basados en Intel correr otros sistemas operativos, como Windows Vista o XP, en máquinas virtualizadas.

“Populismo tecnológico”

Por lo que respecta al populismo tecnológico, definido por Gray como la tendencia de los departamentos TI a soportar una más amplia variedad de hardware y software en línea con las preferencias de los usuarios, resulta incluso más importante que la anterior para el éxito de Mac OS, en opinión de este experto. “La virtualización de los sistemas cliente puede ser una fuerza enorme, pero el populismo tecnológico lo es aún más. Se trata de un cambio de mentalidad en los responsables de TI, que hace que tiendan a relajar sus criterios y políticas respecto a lo que es aceptable”, explica Gray. “A fin de cuentas, lo que quieren es que los empleados de sus empresas sean lo más productivos posible, por lo que empiezan a aprobar el uso de herramientas con las que éstos se sienten cómodos. Se trata a menudo de las mismas herramientas que los usuarios utilizan en sus hogares, pero gestionadas y soportadas desde el departamento TI”.

Esta actitud condescendiente propicia el movimiento hacia la virtualización de los sistemas de sobremesa de los usuarios, según Gray, porque si un sistema operativo impuesto por la organización, por ejemplo Windows XP, puede ser desplegado sobre un Macintosh, existen menos problemas para el uso de hardware Apple en caso de que esa sea la preferencia del usuario. En resumen, éste se hace más fácilmente admisible en un entorno corporativo Windows si puede virtualizarse y correr el sistema operativo de Microsoft.

De cualquier modo, el crecimiento de Apple en la empresa parece estarse produciendo sobre todo a expensas de Microsoft. Desde octubre de 2007 a junio de 2008, período en el que la cuota de Apple en el mercado de sistemas operativos empresariales aumentó un 0,9%, la penetración global de Windows bajó un 0,7%, pasando de un 95,6% a un 94,9%.


Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios