Industria y Utilities | Noticias | 26 AGO 2019

Bridgestone afianza su evolución digital

La firma de neumáticos reorganiza su cúpula en EMEA para enfrentar la transformación tecnológica, en la que ha apostado con distintas inversiones e iniciativas.
Bridgestone neumáticos
Redacción

Cambios en la filial en EMEA de Bridgestone para encarar de forma óptima el proceso de transformación digital de la firma fabricante de neumáticos y productos derivados del caucho. El objetivo es reforzar la compañía, en un entorno cada vez más digital y con la vista puesta en la rentabilización del proceso de transformación tecnológica. 

Para esto, la compañía ha actualizado varios de los altos cargos para Europa, Oriente Medio y África, que estarán bajo las órdenes del CEO y presidente del negocio en la región, Paolo Ferrari. Ferrari, precisamente, asumirá la competencia adicional de director de estrategia digital.

Además, a partir del 16 de septiembre, la nueva responsable de TI será Astrid Rahn, que mantendrá además sus tareas como directora financiera de BSEMEA. Con el nombramiento, la organización pretende "lograr el equilibrio de inversión en IT entre la infraestructura básica y las necesidades que implica el viaje digital", explican en un comunicado.

Emilio Tiberio, quien había sido nombrado recientemente director de tecnología de Bridgestone EMEA y director corporativo del Grupo Bridgestone, liderará el área de Calidad y Medio Ambiente, Salud y Seguridad, además de Normativa y Asuntos Públicos y del departamento de Ingeniería de Sistemas de Bridgestone, una nueva unidad con la que la empresa refuerza la colaboración entre I+D y Producción.

Laurent Dartoux compaginará sus cargos actuales de director de estrategia y marketing y director corporativo del Grupo Bridgestone con el título de director de operaciones. Sumará, además, la responsabilidad de las operaciones productivas, la logística y la gestión de la cadena de suministro y contrataciones.

Inversión en digitalización

Los cambios en la cúpula directiva de EMEA reafirman la apuesta por la transformación digital de la compañía que hace unas semanas se había oficializado con la inversión de 36 millones de euros para el desarrollo de fábricas inteligentes. Este proyecto busca evolucionar el proceso de producción de ocho plantas europeas de cinco países distintos, entre ellos España. 

Los objetivos de la iniciativa abarcan una mejor y más rápida atención al cliente, optimizar el balance medioambiental al reducir el consumo energético y la emisión de residuos y la formación en tecnologías industriales de la plantilla. Además, al digitalizar las plantas se facilitará el acceso entre regiones de la información de cada planta, lo que acelerará los tiempos de trabajo. 

La inversión se canalizará a través distintos proyectos, de los que el primero es el de "Smart Energy" centrado, como su nombre indica, en la mejora del gasto de energía en la fabricación. 



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios