Liderazgo | Noticias | 22 MAY 2020

Construyamos el futuro: la TIC posibilita ciudades más habitables

Debido a la constante aceleración de la urbanización en todo el mundo, el 50 por ciento de la población y el 70 por ciento del producto interior bruto (PIB) provienen de las ciudades.
Huawei contenido 9 v1
Jason Li, Vice President of Public Affairs and Communications Department, Western Europe, Huawei Technologies

Como consecuencia, las ciudades se enfrentan a la creciente presión que generan los retos asociados al crecimiento de la urbanización: seguridad pública, desequilibrio de recursos, tráfico congestionado, polución ambiental e insuficiencia energética, por nombrar algunos. Para abordar algunos de estos retos, se ha desarrollado el concepto de ciudad inteligente: una estrategia para desarrollar áreas urbanas sostenibles que mejoren directamente la habitabilidad de una región.

Respuesta ante los retos de la globalización

Un creciente número de países de todo el mundo está construyendo ciudades inteligentes mediante un conjunto de tecnologías TIC de vanguardia como la computación en la nube, el Internet de las cosas (IoT), el Big Data y la movilidad. Estas tecnologías agrupan, comparten y hacen converger los recursos de toda la ciudad para proporcionar servicios de información en tiempo real inteligentes y eficientes. De esta manera, las ciudades inteligentes están cambiando la forma en que se proporcionan y gestionan los servicios públicos y están redefiniendo la manera en que viajan, trabajan, estudian, interactúan, consumen productos y servicios y se entretienen sus residentes.

En el ámbito de las ciudades inteligentes, Huawei trabaja con sus socios desarrollando soluciones de última generación para una amplia variedad de sectores, incluidos los de seguridad pública, energía, transporte, educación, sanidad y universidades. El objetivo de Huawei es el de construir un ecosistema de ciudad inteligente completo, y abarca desde la innovación tecnológica hasta la creación de una plataforma abierta. Al servicio de más de 100 ciudades en más de 40 países, Huawei ofrece en la actualidad una amplia gama de productos y soluciones de TIC, entre las que se incluyen módulos de comunicación y sistemas operativos del IoT, accesos con cable e inalámbricos, redes ágiles, centros de datos distribuidos y basados en la nube, y plataformas de Big Data.

La tecnología es una palanca estratégica para el desarrollo urbano

Los dirigentes de ciudades inteligentes de todo el continente están comenzando a abrirse a la tecnología no como un centro de costes vinculado únicamente a las eficiencias operativas, sino como una inversión estratégica vinculada a resultados programáticos, nuevos servicios y desarrollo económico. La Asociación para la innovación europea sobre ciudades y comunidades inteligentes (EIP-SCC), por ejemplo, es una iniciativa respaldada por la Comisión Europea que reúne ciudades, sectores, pequeñas empresas, entidades financieras e investigación, entre otros. Pretende mejorar la vida urbana a través de soluciones integradas más sostenibles y aborda retos específicos de las ciudades con políticas relacionadas con distintas áreas como la energía, la movilidad, el transporte y la TIC.

Las empresas y los residentes que operan en la economía digital global quieren saber qué harán por el progreso en estas áreas las inversiones futuras y continuadas de las ciudades, mientras que los turistas buscan ciudades seguras y fáciles de explorar. Estas inversiones requieren un buen nivel de innovación para poner a prueba las tecnologías emergentes, así como la capacidad de trabajar con nuevas combinaciones de socios, ya sean universidades, empresas de operaciones y de TI, desarrolladores inmobiliarios, planificadores urbanísticos, etc. También necesitan ser abiertas y transparentes en lo relativo a los impactos de las nuevas tecnologías. Por tanto, un creciente número de ciudades europeas está trabajando en una visión inteligente o ya ha articulado una, y las ciudades principales han demostrado que la inversión en esta área puede llevar al éxito. Las ciudades están empleando el concepto de datos abiertos y laboratorios de innovación urbana para probar las tecnologías y atraer a más empresas del sector tecnológico, además de ofrecer a la ciudadanía ventajas gratuitas como el WiFi de alta velocidad.

¿El grupo de mayor interés en una ciudad? Sus residentes

Además de los estratos tecnológicos, una ciudad inteligente necesita de una representatividad y una integración reales de sus distintos grupos de interés (por ejemplo, el sector público, los organizadores y desarrolladores, los servicios básicos, la TIC y los proveedores de infraestructuras, las empresas privadas y los inversores), pero el grupo más importante es el de sus residentes. Por tanto, la implementación de una ciudad inteligente se convierte en una empresa sociotécnica compleja que requiere incorporar de manera sistemática componentes organizativos, financieros, sociales, operativos, tecnológicos y psicológicos a un contexto humano, social, empresarial, político y físico concreto.

Las tecnologías propias de una ciudad inteligente diferencian a aquellas ciudades que las implementan. Huawei cree que esas tecnologías e iniciativas tendrán un papel fundamental a la hora de ayudar a los municipios a abordar las dificultades emergentes y a competir con mayor efectividad en una economía digital global. Las ciudades inteligentes aprovechan el poder de la tecnología e impulsan la innovación local para generar empleo, ofrecer calidad de vida y seguridad a sus residentes, y atraer talento, turistas y visitantes. Sin embargo, para hacerlo reduciendo los riesgos y mejorando los resultados, los líderes de las ciudades necesitan contar con planes estratégicos concretos, estrategias de inversión y una información exhaustiva sobre las mejores prácticas aplicadas en las implementaciones de mayor éxito.

No se debería subestimar el impacto potencial que provoca la transformación en una ciudad inteligente. Con la población urbana actual y la prevista, estas soluciones pueden afectar a la mayoría de personas del mundo, aumentando su seguridad y fomentando la mayor parte del crecimiento económico global. Con la mejora de la calidad de vida como principio fundamental de las ciudades inteligentes, ahora es el turno de las mismas para aprovechar los datos, la tecnología y a las personas para promover el cambio y diseñarse a sí mismas. Huawei se compromete a impulsar el desarrollo de plataformas de ciudades inteligentes abiertas para mejorar la calidad de vida y la industria en ciudades de todo el mundo.

 

En colaboración con Huawei



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios