Retail | Noticias | 08 ABR 2019

Propuestas para adaptar el sector cosmético al nuevo escenario digital

Las propuestas para digitalizar esta industria pasan por un mayor control en la cadena de suministro y la aplicación de tecnologías en la optimización de los procesos de gestión.
cosmética
Redacción

Tres de cada cuatro empresas de la región de EMEA están ya involucradas en distinta medida en procesos de transformación digital, una relación que a nivel mundial se cifra en el 68% de las empresas con proyectos de este tipo. La evolución al nuevo panorama tecnológico no es típica de una única industria, sino que es transversal a las distintas áreas de actividad, aun cuando en algunas esté más generalizada. 

En el sector de la cosmética y la perfumería se empiezan a percibir sus efectos. Según los datos de la la Asociación Nacional de Perfumería y Cosmética (Stanpa), que recoge la revista especializada BeautyProf, las empresas del sector invirtieron en innovación cerca del 3% de sus ventas, unos 130 millones de euros, en el año 2017. 

Para la compañía Prodware, desarrolladora de soluciones TI para negocios, la digitalización de las compañías de cosmética se encamina, en líneas generales, hacia un mayor control de la cadena de distribución y una optimización de la gestión y los procesos. Dentro de estos objetivos, plantean tres líneas de actuación que pueden resultar unas recomendaciones interesantes para que los CIO del sector aseguren una implantación exitosa de la transformación digital. 

Mejora de la cadena de producción mediante la introducción de herramientas para lograr la monitorización y la trazabilidad en tiempo real. Aquí se propone el empleo de tecnologías vinculadas al IoT o el 'big data', para controlar todo el proceso que siguen los productos desde su origen hasta llegar al consumidor con todas las garantías necesarias.

Empleo de analítica inteligente para la optimización de los procesos de trabajo. Este tipo de sistemas de gestión de la información permiten extraer el valor de los datos recopilados para facilitar la planificación y ejecución de determinadas tareas, tanto en las partes de fabricación como en gestión de negocio.

Uso de herramientas innovadoras para mejorar la experiencia de cliente. Con la aplicación de las tecnologías adecuadas, se puede conocer mejor las preferencias del consumidor para reorientar los productos que llegan al mercado conforme a estos criterios y agilizar además los tiempos en los que llegan a los usuarios.



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios