Transportes | Noticias | 11 DIC 2019

El transporte público de Valladolid probará el pago 'contactless'

El piloto se iniciará en la primera mitad de 2020 e incluirá, en periodos sucesivos, el testeo de los sistemas de postpago.
Acuerdo AUVASA Valladolid Santander
Redacción

El pago con tarjeta contactless se expande entre el transporte público de las ciudades españolas. Si hace apenas unos días que en Madrid se anunciaba la expansión del sistema a todas las líneas de la EMT, tras varios meses de pruebas, ahora es Valladolid la que inicia el proceso para implantar el pago por tarjeta sin contacto en sus autobuses urbanos, con el que no se necesitará efectivo. 

La actualización de los métodos de acceso al transporte público de la ciudad de Castilla y León se ha fraguado a través del acuerdo firmado entre el ayuntamiento de Valladolid y Santander España Merchant Services, empresa del Banco Santander para pagos electrónicos, y con la filial de Sistemas Inteligentes de Transporte de GMV. Estas últimas se encargarán del desarrollo del sistema, que AUVASA, la empresa de autobuses urbanos de la ciudad, junto con el propio ayuntamiento, habilitarán.

El periodo de pruebas se iniciará durante la primera mitad de 2020 y durará un año, durante el que los pagos se podrán realizar mediante un sistema de cobro sin efectivo y sin contacto. Esta modalidad se desplegará en las líneas 1 y 2, dos de los principales recorridos del autobús urbano, y constituye "el primer paso a la renovación completa de los sistemas de pago que la empresa tiene planteada para los años 2020 y 2021", explican en un comunicado.

Santander España Merchant Services (SEMS) será el responsable de proporcionar la red y el procesamiento de las transacciones, mediante la pasarela de pago ‘Transys’ de Redsys. GMV, por su parte, contribuirá con 21 terminales de última generación para la lectura de las tarjetas.

En esta fase de pruebas, los usuarios de las dos líneas podrán pagar un billete sencillo pasando la tarjeta bancaria por una segunda validadora, que irá identificada con los logos de las tarjetas cuyo pago será permitido. A partir de aquí, se recabará información del funcionamiento del sistema, para luego expandirlo al resto de líneas. 

Está previsto, además, que en un futuro el modelo se integre con la Tarjeta de Servicios Municipales para habilitar el postpago y las tarifas combinadas. Así, a los usuarios se les cobrará al final del día, calculando el precio más ventajoso según los distintos trayectos y servicios empleados. 



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios