| Noticias | 15 SEP 2006

Alineación de TI y negocio, requisito esencial para la comunicación entre CIOs y directores generales

Según un estudio realizado por la firma independiente Coleman Parkes a petición de Intel, más del 68% de los directores de TI europeos identifica la alineación de los objetivos de TI con los de negocio como el reto más importante en su comunicación con la dirección general de sus organizaciones.
CIO
El estudio, basado en entrevistas a 900 directores de TI de compañías con más de 500 empleados en nueve países europeos, también revela que a un 62% le resulta difícil probar el valor de las nuevas tecnologías en la gestión y un 57% se siente incapaz de trasladar con éxito a sus directores los logros alcanzados en un lenguaje que no resulte excesivamente técnico. De todo ello, se deriva la existencia de importantes retos a superar para conseguir una adecuada comunicación entre directores de TI y directores generales.

Teniendo en cuenta que mostrar la alineación de la inversión en TI con el negocio se considera crítica para esta comunicación, la situación viene a complicarse enormemente por el hecho de que el 85% de los encuestados asegure no disponer de un instrumento concreto para calcular y dar a conocer a la dirección el coste total que supone la inversión en nuevos recursos tecnológicos. En consecuencia, se hace especialmente cuestionable la eficiencia de cualquier proyecto TI.

Respecto a las principales preocupaciones de los gestores de TI dentro de sus responsabilidades, el 74% identificó como principal prioridad el mantenimiento de la seguridad en la empresa. Un 66% considera que los usuarios internos de la organización representan la mayor amenaza para la red, y un 77% manifiesta su frustración cuando intenta hacerles comprender el peligro que su comportamiento puede representar para el negocio.

Según el estudio, el 10% es consciente de la complejidad de los entornos de TI, sobre todo en lo relacionado con la gestión de los problemas de control, un porcentaje que se eleva a un 20% en el caso de Francia. En este sentido, las tareas identificadas como prioritarias y más complejas por la mayoría de los entrevistados son ?la integración de los diferentes sistemas de TI? (53%) y la ?consolidación de los activos de hardware y software? (50%).

En España
Como en los demás países de nuestro entorno, en España el mantenimiento de la seguridad de los datos en la empresa resultó una de las principales prioridades de los directores de TI; en concreto, fue mecionada como una de sus máximas preocupaciones por un 60% de los entrevistados. Pero, a diferencia de los resultados en otros países, la integración de sistemas adquiere una aún mayor relevancia, al encontrarse entre las principales preocupaciones de un 62%. En tercer lugar, estaría la consolidación de los recursos de hardware y software, señalada por un 45% de los encuestados, y, a continuación, la introducción de herramientas de colaboración (35%).

Satisfacer la demanda de los usuarios de aumentos en memoria y rendimiento es más importante para los directores de TI en España que para los de otros países. Aunque apenas la mitad de las empresas líderes de nuestro país creen que con mejores herramientas, podrían resolver de forma más eficiente la demanda de mayor memoria y rendimiento por parte de los usuarios de TI (49%), responder mejor a sus peticiones (48%) y actualizar parches, software y sistemas operativos (46%).

Por otra parte, para el 79% de las mayores compañías de España, alinear los objetivos de TI con los de negocio es el principal reto. Un porcentaje que, aunque alto, se encuentra sensiblemente por debajo del 92% de la República Checa, del 89% de Alemania y del 83% de Italia. Además, un 75% consideró un auténtico desafío el transmitir adecuadamente la importancia de las nuevas tecnologías a la dirección general.

Un 60% siente que consigue el nivel de reconocimiento adecuado para los éxitos en los proyectos de TI por parte de los usuarios; pero un 47% considera que no es así cuando se trata del reconocimiento de la dirección general.

El comportamiento de los usuarios es considerado el mayor peligro para la seguridad de las redes en España en un 54% de los casos, mientras que un 41% cree que el principal riesgo proviene de los ataques externos.

Además, un 84% opina que tiene al menos suficiente control sobre los dispositivos de usuario y la red corporativa, aunque sólo un 15% confía en tener pleno control, frente al 56% en Italia y al 76% en Rusia. El porcentaje de responsables TI que demandan un control absoluto es sensiblemente mayor que en Suiza (6%) y se encuentra en línea con Francia (13%) y Alemania (16%).

También es interesante el reconocimiento por parte de un 29% de los encuestados en España de que la gestionabilidad remota aporta una cantidad importante de beneficios al negocio; sólo un 15% opina así en Alemania, aunque en Polonia la cantidad se eleva a nada menos que un 53%. Respecto a la voz sobre IP, el 25% de las empresas españolas considera que aporta beneficios, frente al 49% de los encuestados en Italia, donde más se confía en el potencial de este tipo de iniciativas, y el 19% de los checos, donde menos interés generan.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información