| Noticias | 08 MAY 2008

La Comisión Europea se plantea fijar un "price cap" para SMS en roaming

Europa se plantea establecer un límite a los precios máximos que los operadores europeos pueden cobrar por el envío de mensajes cortos SMS desde teléfonos móviles cuando los usuarios se encuentran en el extranjero. La Comisión Europea lanzó ayer una campaña de consulta pública de dos meses de duración sobre el asunto.
Marta Cabanillas
En esta iniciativa, se invita a los fabricantes de teléfonos móviles, operadores de red y grupos de usuarios a expresar su opinión sobre la eficiencia de la regulación de los precios de itinerancia para llamadas de voz, que entró en vigor el año pasado.

Pero, como se ha dicho, además de conseguir captar la opinión del mercado sobre el impacto de la ley de la Unión Europea, esta iniciativa de la Comisión persigue obtener orientación sobre futuras actuaciones. En concreto, pregunta a los participantes si consideran necesaria una regulación sobre los servicios de itinerancia de datos y SMS a la luz de los actuales precios minoristas y del nivel de desarrollo del mercado.

Los resultados de este sondeo influirán sobre la decisión de la Comisión de ampliar o no la existente ley de regulación de precios de itinerancia para incluir, no sólo la voz, sino también los servicios de datos y SMS.

Tarifas desproporcionadamente elevadas

Un informe publicado por el grupo European Regulators Group el pasado enero sobre la situación del mercado en el tercer trimestre de 2007 revela que los usuarios en itinerancia en la Unión Europea pagaban una media de 5,24 euros por megabyte de datos y 0,28 euros por SMS enviados. La Comisión sugiere que tales tarifas son desproporcionadamente elevadas si se comparan con los costes de envío de datos y SMS por el usuario dentro del país donde ha contratado la oferta de su operador.

La actual ley de roaming exige a los operadores ofrecer a sus clientes una “Eurotarifa”, tarifa única para toda Europa, para llamadas de voz cuando se encuentran en itinerancia en otros estados miembros de la Unión Europea. En concreto, introduce un precio máximo de 0,48 euros por minuto para la realización de llamadas y de 0,24 euros por minuto en las llamas recibidas.

Estos precios habrán de disminuir respectivamente, según la ley, a 0,46 euros y 0,22 euros por minuto el próximo 30 de agosto, y, un año más tarde, a 0,43 y 0,19 euros por minuto. La regulación de roaming está actualmente limitada a los servicios de voz y expirará el 30 de junio de 2010 a menos que el Parlamento Europeo decida, bajo sugerencia de la Comisión Europea, ampliar su período de vigencia.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información