| Noticias | 31 ENE 2008

VMware duplica beneficios pero defrauda a los analistas

VMware ha reportado ingresos por valor de 1.330 millones de dólares en su ejercicio 2007, un 88% más que el año anterior. Pese a este espectacular crecimiento, el fabricante de software de virtualización, en el cuarto trimestre del ejercicio defraudó las expectativas de los analistas, lo que hizo caer sus acciones más de un 30%.
Marta Cabanillas

 

VMware presentó sus resultados financieros correspondientes al último trimestre y a la totalidad de su ejercicio 2007 el pasado lunes, anunciando ingresos trimestrales de 412 millones de dólares y beneficios de 78 millones de dólares, el doble que en los últimos tres meses de 2006.

Estos beneficios se traducen en 19 centavos por acción, frente a los 24 centavos previstos por los analistas. Como resultado, los títulos de la compañía caían más de un 30% en Wall Street, bajando de los 83 dólares con que habían cerrado la jornada regular a 56,76 dólares. El castigo afectó también a su matriz, EMC, el valor de cuyas acciones cayó un 7%.

Además, VMware revisó a la baja sus expectativas de negocio para este año, situando su previsión de crecimiento en ingresos para la totalidad de 2008 en un 50%. Los responsables del fabricante citaron diversos factores como motivos de esta revisión, incluido el aumento del tamaño de la base de ingresos de la compañía, lo que hace más difícil mantener sus meteóricos porcentajes de incremento en ventas.

Aunque VMware no dejó de reconocer el crecimiento de la competencia en el mercado de la virtualización. El fabricante se está viendo obligado a afrontar la entrada en el negocio de nuevos y poderosos competidores, incluidos Citrix Systems, que el año pasado compró el fabricante de virtualización de código abierto XenSource, y Microsoft, que dejó claro su interés por este segmento cuando en diciembre lanzó la beta del hipervisor de virtualización Hyper-V. También Sun Microsystems y Oracle anunciaron el pasado otoño su entrada en el mercado de la virtualización, respectivamente con las líneas de producto xVM y Oracle VM.

De todos ellos, según Charles King, analista de Pund-IT, el rival más peligroso para VMware será Microsoft dado que "tiene intención de empaquetar la virtualización en todos y cada uno de sus productos".

Diane Greene, CEO y presidenta de VMware, ha lanzado un mensaje que parece dirigido a la base de usuarios de la compañía. En él, Greene subraya que “la automatización es la siguiente etapa de la infraestructura virtualizada” y que VMware seguirá intentando facilitar a los clientes la gestión y operación de sus centros de datos.

 

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información