Finanzas | Noticias | 17 OCT 2012

Banco Santander cancela una operación con RBS por problemas en la integración TI

El Banco Santander ha decidido cancelar la compra de 316 sucursales del Royal Bank of Scotland (RBS) después de que haya habido importantes retrasos en los trabajos de integración TI de las sucursales en el sistema del banco español. Aunque el proceso de integración debía terminar en 2011, Accenture había pronosticado que se demoraría hasta 2016.
Antonio R. García

Las entidades bancarias en los últimos años han desarrollado complejos sistemas de tecnologías de la información para gestionar sus operaciones y actividades. Para este tipo de entidades es fundamental que sus sistemas funcionen a la perfección y que todas sus sucursales y oficinas respondan correctamente a las requerimientos en materia de TI. Un ejemplo de la importancia de que estos sistemas funcionen correctamente se ha vivido en Reino Unido esta misma semana.

El Banco Santander, a través de su división para UK había formalizado la adquisición de 316 sucursales de RBS. El Royal Bank os Scotland había sido obligado a vender parte de sus activos tras solicitar un rescate financiero y por ello había cerrado la venta de sus sucursales. El acuerdo se cerró en 2010 y las previsiones eran que el proceso de traspaso se completase en 2011. En concreto, a finales del año pasado se esperaba que la integración TI de las sucursales de RBS en el sistema del Banco Santander estuviese completada.

Sin embargo, no se cumplieron los plazos iniciales y se amplió la integración TI. El plazo previsto para la finalización era el cuarto trimestre de 2012. Pese a esa ampliación, el proceso de integración TI de las sucursales parece que no iba a cumplirse en dicho margen de tiempo, por lo que el Banco Santander ha decidido cancelar la operación. “Hemos concluido que dadas las demoras no es posible completar la integración dentro de un plazo razonable”, ha explicado la CEO de Banco Santander UK, Ana Botín, que ha explicado que ese ha sido el motivo para cancelar la operación.

Banco SantanderEn declaraciones al diario The Guardian, uno de los directivos del banco español ha explicado que los retrasos y los costes de integración de TI han sido claves para que la operación fracasases. En ese sentido, la consultara Accenture había pronosticado que la finalización de los trabajos de integración se habrían demorado hasta 2016, lo que habría supuesto un plazo de tiempo inadmisible para el Banco Santander.

Por su parte, desde RBS han restado importancia a los problemas de integración de los sistemas de TI y han asegurado que podrían haberse superado. Desde RBS han lamentado que el Banco Santander haya decidido cancelar la operación.

Pese a la visión de RBS, lo cierto es que varios expertos han coincidido en que la integración de los sitemas de TI heradados puede ser muy complejo. En el caso de RBS, el banco escocés podría no haber concretado el estado exacto de sus sistemas, lo que habría hecho que las previsiones y el proceso fallaran.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información