Educación | Noticias | 11 DIC 2019

'Blockchain', la nueva clave contra la falsificación de títulos académicos

La iniciativa Red BLUE lleva la tecnología a las universidades españolas para garantizar los procesos probatorios de la formación educativa.
Blockchain Ibermática RedIRIS CRUE
Redacción

El blockchain entra en educación para blindar a las instituciones contra el fraude en la acreditación de formación. La Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE), RedIRIS e Ibermática colaboran en el proyecto Red BLUE. Esta iniciativa aplica la tecnología de tal modo que se asegura la certificación de los logros académicos. 

La propuesta de Red BLUE pasa por el uso del blockchain como registro complementario a la acreditación formativa convencional del alumnado. De este modo, las personas que decidan vincular su formación mediante esta herramienta la integrarán en su identidad digital. La tecnología distribuida garantiza que se verificarán las titulaciones y se asegurará su veracidad en el momento en que deban aportarse las informaciones. Además, el sistema cumple con los requisitos de protección de datos.

El sistema incluye la acreditación de competencias y habilidades formativas y formación extracurricular o prácticas. También se pueden incluir metadatos a los certificados, como horas del curso, temario o capacidades adquiridas, y conectarlos a las redes sociales.

Como explican desde Ibermática, el proyecto es fruto de su plataforma ChainTalent, que a su vez fue impulsada e instalada por el grupo CEU Universities. Este sistema favorece el avance hacia un modelo de gestión universitaria ampliable a otros procesos administrativos. Tiene importante proyección dentro de la internacionalización de la educación, en ámbitos como el Espacio Europeo de Educación Superior o la movilidad entre estudiantes. 

Red BLUE está en su primera fase de pruebas piloto, con certificados de asistencia y de ponentes para distintos eventos organizados tanto por CRUE-TIC como por RedIRIS. La iniciativa cuenta con el apoyo de la Comisión Europea; de hecho, está siendo aplicado a escala europea, un paso que se considera "decisivo" en el establecimiento de los criterios estandarizados para el intercambio de datos académicos entre universidades, empresas e instituciones de la UE.

En un futuro, se prevé que el sistema incluya o desarrolle otras posibilidades, entre ellas la vida laboral, la trazabilidad de la propiedad y autoría de proyectos de investigación, libros o artículos, un modelo de registro de desempeño, una wallet o la identidad auto soberana o SSI.



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios