Finanzas | Noticias | 18 OCT 2019

La apuesta de EVO Banco por los canales digitales reduce en un 60% los tiempos de gestión

La entidad financiera maneja un modelo omnicanal, con el que se asegura una interacción ágil y optimizada con sus clientes.
telefono smartphone
Redacción

La integración de nuevas tecnologías en banca se puede canalizar a través de múltiples vías: la transformación de las tareas de back-office, la ampliación de formas de pago y de realizar operaciones, el uso de recursos como reconocimiento facial o, una de las más comunes, la optimización de la atención al cliente. En esta última área, EVO Banco ha optado por un sistema de atención digital basado en un modelo omnicanal

La propuesta de la firma bancaria pasa por un servicio integrado de relación con el usuario. Este tiene posibilidad de acceder a través de distintas vías a servicios de atención y gestión de consultas e incidencias. La plataforma sistematiza y guarda todos los contactos operativos y comerciales en los distintos canales, para así garantizar la trazabilidad de las interacciones y la agilidad en la resolución de las gestiones más habitual.

Así, la entidad avanza hacia un modelo de respuesta unificada, en el que "el cliente elige cómo interactuar con EVO", explica Eduardo Vioque, su director ejecutivo de Banca Minorista. "Puede empezar por ejemplo a través de la voz, continuar con un gestor y acabar por email. En todos los casos, disponemos de una visión integrada de todos los canales, así como su histórico de interacciones, valoraciones y comentarios actualizado", afirma, con lo que se asegura una atención cercana y personalizada.

Este sistema, que le ha valido a la entidad el Premio Excelencia de Relación con Clientes de la Asociación Española de Expertos en Relación con Clientes, agiliza de forma considerable los procesos para los usuarios, al reducir la burocracia y simplificar los procesos. En concreto, EVO habla de una reducción del 30% en el número de interacciones y de un 60% en los tiempos de gestión para los clientes. 

"Muchas gestiones que antes se realizaban en una semana, ahora se completan en un día", indica Vioque. "Por ejemplo, si un cliente necesita cumplimentar un formulario, se lo enviamos al instante a su muro personal de la oficina virtual para que lo cumplimente online y, cuando lo hace, podemos cerrar la gestión de forma inmediata. La eliminación de barreras innecesarias multiplica nuestra capacidad de atención", concluye. 



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios